Consejos

Manual vs. Cinta de correr eléctrica


Las cintas de correr simulan caminar, trotar o correr en interiores sin la necesidad de una pista u otro espacio grande. Esto le permite hacer ejercicio aeróbico en casa o en el gimnasio, independientemente del clima exterior. Tanto las cintas de correr manuales como las eléctricas tienen ventajas e inconvenientes. La comparación de los dos tipos le permite elegir la cinta de correr que mejor se adapte a su entrenamiento, espacio vital y fondos disponibles.

Talla

Las cintas de correr manuales y eléctricas están disponibles en una variedad de tamaños, aunque las cintas de correr manuales tienden a ser más pequeñas y livianas que sus contrapartes eléctricas. El mayor tamaño y peso de las cintas de correr eléctricas se debe al menos en parte al motor y otros componentes eléctricos incluidos en la cinta de correr; Hay cintas de correr eléctricas que están diseñadas teniendo en cuenta un tamaño y peso general más pequeños. La cinta de correr promedio mide 3 pies de ancho por 7 pies de largo, aunque las cintas de correr manuales y las cintas de correr eléctricas diseñadas para espacios más pequeños pueden ser más cortas y delgadas.

Portabilidad y Almacenamiento

Las cintas de correr eléctricas tienden a ser más difíciles de mover o almacenar debido a su peso y tamaño. Es más probable que las cintas de correr manuales sean lo suficientemente livianas para moverse fácilmente y, en muchos casos, cuentan con asas plegables u otros componentes para facilitar el almacenamiento; algunas cintas de correr manuales incluso colapsan hasta el punto de que pueden almacenarse en un armario o debajo de una cama.

Opciones de ejercicio

Las cintas de correr manuales y eléctricas le brindan opciones de ejercicio. El diseño de la cinta de correr y si es manual o eléctrico puede afectar la forma en que se usa. Las cintas de correr más pequeñas o aquellas diseñadas para plegarse para el almacenamiento tienen plataformas de carrera más cortas y tienden a temblar a velocidades más altas; Por lo general, son adecuados para su uso a 10 mph o menos. Las cintas de correr más grandes permiten velocidades más altas y, a menudo, también le permiten ajustar el ángulo de la plataforma de carrera, aumentando la intensidad de su entrenamiento al hacer que la superficie en la que está corriendo sea más empinada.

Velocidad

Con las cintas de correr manuales, la velocidad del transportador de la plataforma de carrera la establece usted mientras corre. Esto le da una gran cantidad de control sobre su velocidad; También permite que su velocidad disminuya gradualmente a medida que se cansa. Las cintas de correr eléctricas ofrecen una velocidad establecida, y la mayoría le permite ajustar la velocidad según sea necesario para que el transportador de la cinta de correr vaya más rápido o más lento. Aunque las cintas de correr eléctricas ofrecen consistencia de velocidad, puede ser difícil hacerlas coincidir con su velocidad de carrera preferida.

Características adicionales

Aunque las cintas de correr manuales no son accionadas por un motor eléctrico, pueden tener algunas funciones que funcionan con baterías, como relojes, odómetros y monitores de frecuencia cardíaca. Las cintas de correr eléctricas comúnmente también ofrecen estas características, además de otras características como rutinas programables que cambian el ángulo y la velocidad de la cinta de correr y los complementos para reproductores de mp3 u otros dispositivos multimedia.

La seguridad

La seguridad de las cintas de correr manuales y eléctricas varía, dependiendo de cómo se diseñen las cintas de correr específicas. La mayoría de las cintas de correr ofrecen agarraderas o rieles para ayudarlo a sostener mientras usa la máquina, y las cintas de correr eléctricas a menudo utilizan una llave de seguridad que se engancha en su ropa y apaga la máquina si se desvía demasiado hacia atrás en la plataforma para correr. Las características de seguridad opcionales también pueden ralentizar o apagar la cinta de correr en ciertas situaciones, como si su frecuencia cardíaca excede un nivel específico.

Costo y disponibilidad

Debido a la falta de un motor eléctrico o componentes similares, las cintas de correr manuales suelen costar menos que sus contrapartes eléctricas. La cantidad de características que ofrecen las cintas de correr eléctricas afecta en gran medida el precio de los diferentes modelos, con opciones más completas que cuestan significativamente más que los modelos básicos. Las cintas de correr eléctricas son mucho más comunes que las cintas de correr manuales, lo que hace que sea más difícil comprar un modelo manual sin pedirlo en línea o en una tienda especializada.

Elegir una cinta de correr

Al comparar cintas de correr manuales y eléctricas con la esperanza de hacer una compra, hay varias cosas que debe considerar. Piense en dónde se ubicará la caminadora, tanto en términos de cuánto espacio hay disponible para ella como si hay tomas de corriente ubicadas cerca. Recuerde que las cintas de correr eléctricas más grandes no se pueden almacenar fácilmente y ocupan más espacio que las cintas de correr manuales o las eléctricas ligeras. Si desea una cinta de correr que tenga características programables, tenga en cuenta que estas cintas de correr suelen costar más que las variedades eléctricas manuales o básicas. También debe tener en cuenta cómo planea usar la cinta de correr; las cintas de correr más pequeñas son buenas para caminar, pero si quieres correr, necesitas una cinta de correr más grande con una plataforma de carrera más larga. Si es posible, pruebe una versión demo de una cinta de correr específica antes de comprar para asegurarse de que satisfaga sus necesidades.